¿Cómo sanar la herida del eneatipo 1?

Descubre la herida del eneatipo 1 y aprende a sanarla

Si te identificas con el eneatipo 1, probablemente seas alguien que busca la perfección en todo lo que hace. 

Ser meticuloso y detallista tiene sus beneficios, pero también puede llevarte a ser demasiado crítico contigo mismo, especialmente cuando las cosas no salen como esperabas. 

¿Te gustaría entender el origen de tu autocrítica y cómo manejarla?

En este post, exploraremos las razones detrás de tu autoexigencia y te contaré cómo puedes empezar a ser más amable contigo mismo. ¡Sigue leyendo para descubrir más!

Herida emocional de eneatipo 1

Una de las claves para entender la herida emocional de los eneatipo 1, es profundizar en situaciones que vivieron durante su infancia.  

Esta herida suele originarse en un ambiente donde las expectativas de los padres o cuidadores eran excesivamente altas y parecían dar amor y valoración sólo si el niño se comportaba “correctamente” y alcanzaba ciertos estándares. Aunque también pudo vivir en un ambiente caótico donde sintió que tenía que tomar responsabilidad y ser él quien debía poner orden.

Asociación del amor con la perfección

Desde pequeños, los eneatipo 1 aprenden a asociar el ser amados y aceptados con su habilidad para ser “perfectos”. Esta creencia les lleva a pensar que necesitan ser perfectos en todo momento para merecer el amor y la atención de los demás. 

Exposición a la crítica constante

Estos niños suelen enfrentar críticas y correcciones frecuentes. A pesar de que estas acciones suelen tener buenas intenciones, les afectan profundamente y empiezan a creer que su valor como personas depende de cuán bien se comporten o de los éxitos que logren.

Miedo a cometer errores

Como resultado de estas experiencias, desarrollan un gran miedo a equivocarse y se convencen de que deben esforzarse al máximo para ser siempre buenos y perfectos. Piensan que sólo siendo así podrán ser dignos de amor y aceptación.

Cómo sanar la herida del eneatipo 1

Trabaja el reconocimiento y la aceptación

Una de las claves para sanar la herida del eneatipo 1 es identificar y aceptar que la tendencia al perfeccionismo proviene de experiencias pasadas. Para ello, puedes mantener un diario en el que reflexiones sobre momentos en los que surge la autocrítica para así identificar patrones y poder analizarlos. 

Auto compadécete

Aprender a ser menos crítico contigo mismo y más comprensivo, aceptando que los errores son humanos. Un ejercicio muy efectivo para conseguir esto es practicar afirmaciones positiva diarias en las que te recuerdes que está bien cometer errores y que eres válido tal y como eres.

Reevalúa tus creencias

Una de las creencias más firmes de los eneatipo 1 heridos es pensar que sólo merecen ser amados si son perfectos. Una creencia que no es cierta, ¿no crees?

Para trabajar este aspecto, es importante analizar y pensar en experiencias personales en las que hayas sentido amor de los demás sin la necesidad de ser perfecto.

Ahora te toca a ti sanar…

Si quieres descubrir más sobre las heridas emocionales de tu eneatipo, conectar con ella y trabajar para sanarlas: echa un vistazo a mi Masterclass “Heridas emocionales”.

Haz clic aquí para saber más >>>

Hola eneatípicos!
Yo soy Ana,
soy Eneatípica,

y me declaro investigadora del Eneagrama.

Creadora de la comunidad de “eneatípicos”, que cada día va creciendo más.

Si te interesa el mundo del autoconocimiento a través del Eneagrama, te invito a que te quedes leyendo este blog y navegando por los videos que comparto (que por cierto, también están en YouTube, sígueme por allí pra verlos primero, 😊).

Vas a descubrir mucho más de lo que te imaginabas sobre tu eneatipo.

Quizás también te interese leer…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *